La construcción como impulso económico

5 marzo, 2021 ECIPSA



La pandemia y la cuarentena golpearon fuertemente a la economía argentina, con una caída del PBI de cerca del 10% en 2020.
Este escenario económico, si bien afectó a todos los sectores, lo hizo de manera dispar. Vemos, por ejemplo, que la recuperación total del sector Turismo puede demorar, por lo menos, hasta el 2022. Mientras que otros sectores se presentan como motores de recuperación, como es el caso de la construcción.

¿Cuál es el presente de la construcción en Argentina?
Explican desde BAE que los bienes durables son los principales favorecidos en este contexto, destacándose los muebles e insumos vinculados con el mantenimiento y reparación de viviendas.
El índice Construya, por su parte, informó que en febrero 2021 la venta de materiales para la construcción subió 25,2% interanual.
A estos datos, se suman las menores restricciones a la actividad y un costo de la construcción atractivo en relación al tipo de cambio financiero.

¿Conviene invertir en bienes raíces?
En resumen, en un país con inflación permanente como Argentina, el “ladrillo” es la única inversión que en el largo plazo le pudo competir al dólar. Como en cualquier otra inversión, aquí pesan dos factores: el costo de la construcción y la rentabilidad futura.
En este contexto de pandemia se destaca, al momento de la decisión de compra, la preferencia por departamentos chicos y cocheras, ya que son las inversiones que presentan mayor liquidez.

Déficit habitacional
En Argentina, el acceso a la vivienda propia es y sigue siendo para muchos un sueño difícil de cumplir. Las mínimas posibilidades de créditos a largo plazo influyen en la baja oferta de sistemas de acceso a la vivienda, ya sea por empresas privadas u organismos públicos.
Desde el Estado, año tras año, se brindan soluciones parciales, como lo fueron los créditos UVA, el congelamiento de alquileres, entre otros, que no terminan de socavar a fondo esta problemática y que influyen en una creciente población inquilina y en un déficit habitacional de 3.8 millones de hogares.

La vivienda propia, el gran anhelo argentino
Para los argentinos la vivienda propia es la representación de progreso. Requiere de años de esfuerzo y dedicación alcanzar este sueño, por lo que, al conseguirlo, se consolidan en esas cuatro paredes el trabajo, sacrificio y ahorro destinados a cumplirlo. Este deseo por el hogar propio se profundizó con la pandemia, el lema “quédate en casa” nos marcó, brindándole aún más importancia y valor a la vivienda.

Todas las aristas que mencionamos a lo largo de la nota reafirman la idea de que el sector inmobiliario y la obra privada tienen la llave para poder impulsar la economía en esta crisis.

Fuente: BAE Negocios, Perfil


Compartir en:

Novedades

Piso a piso, nuestras obras crecen

15 abril, 2021 ECIPSA

Cada paso que damos es importante. Cada obra que avanza es el resultado de un trabajo en conjunto del cual nos enorgullecemos y por el cual seguimos proyectando a futuro. Por eso, en esta nota, te mostramos algunas de nuestras obras que crecen en todo el país. Natania 61 En Mendoza, Leguizamón es nuestro edificio […][…]

Novedades

La construcción como impulso económico

5 marzo, 2021 ECIPSA

La pandemia y la cuarentena golpearon fuertemente a la economía argentina, con una caída del PBI de cerca del 10% en 2020. Este escenario económico, si bien afectó a todos los sectores, lo hizo de manera dispar. Vemos, por ejemplo, que la recuperación total del sector Turismo puede demorar, por lo menos, hasta el 2022. […][…]

Novedades

Un nuevo paso exitoso en el mercado de capitales

2 marzo, 2021 ECIPSA

Con el pago en tiempo y forma del último vencimiento, finalizamos exitosamente la cancelación total de la Serie IV de Obligaciones Negociables emitida en 2018 por Construir S.A., una de las empresas del holding. La misma estaba destinada a financiar nuevos proyectos inmobiliarios en San Juan, Córdoba, Salta, Tucumán, Neuquén y Mendoza, entre otras plazas. […][…]